Ir al contenido principal

Hoy se produce una cuadratura Mercurio-Neptuno exacta.

  Aquí tenemos a la razón enfrentada al a fe. Nuestro aspecto mental  es idealista, abierto y nuestro aspecto idealista es muy místico e introvertido, entrando ambos en conflicto. Este aspecto durará hasta el día 22 de noviembre y nos traerá los efectos que mencionaré más abajo.





 Durante este tránsito el lado consciente y el lado inconsciente de nuestra psique vuelven a reunirse, pero de una manera que puede ser bastante inquietante. El miedo, la duda y la confusión pueden adueñarse de nosotros y obstaculizar nuestro buen juicio y nuestra capacidad de funcionar bien en el mundo. Nos cuesta más organizarnos y organizar la vida diaria, e incluso las actividades más rutinarias pueden resultarnos difíciles. La energía neptuniana nos vuelve indecisos y despistados, ya que nuestro pensamiento racional se ve invadido por estados de ánimo y complejos emocionales que afloran desde el inconsciente o de las profundidades de nuestro ser. No es un buen momento para tomar decisiones importantes, que requieran astucia, o firmar algún contrato. Sería aconsejable que acudir a una persona de confianza para que nos ayude o que, por lo menos, nos lea cuidadosamente la letra pequeña. Cosa que tendemos a descuidar.

  Por otro lado, debido a que el inconsciente está más activo, este tránsito señala un buen momento para iniciar alguna forma de terapia o autoexploración, pero debemos estar seguros de que lo hacemos con un profesional experimentado que pueda ayudarnos a superar las manifestaciones más difíciles de esta influencia de Neptuno.

   Este tránsito nos afecta a todos, pero de forma más directa a las siguientes personas:

1.- Las que tengan a Mercurio o Neptuno Dominante en la Carta Natal.
2.- Las que tengan en su carta natal algún aspecto Mercurio-Neptuno.
3.- Las que tengan en su carta natal el Sol, la Luna o el Ascendente en Géminis, Virgo o Piscis.

Comentarios