Ir al contenido principal

Planetas Benéficos y Maléficos.

   Hace poco he leído en Facebook algunos comentarios acerca de la naturaleza benéfica o maléfica de los planetas. A continuación voy a dar mi opinión. 





  Esta clasificación normalmente no interesa a los astropsicológos, pues ellos suelen percibir a los planetas como distintas funciones de la psique y eso me parece bien. No obstante, en astrología predictiva los planetas representan energías que nos influyen y estas pueden ser buenas o malas, pues pueden favorecer o perjudicar la vida. Antiguamente se distinguían cuatro cualidades en los planetas HUMEDAD Y SEQUEDAD, FRÍO Y CALOR. El frío y la sequedad normalmente no favorecen el desarrollo de la vida y por eso se consideran maléficos. Por ejemplo, Saturno, el Gran Maléfico de la astrología tradicional se considera frío y seco y por eso no favorece la vida y por ello es maléfico.

  Sin embargo, también podemos contemplar los planetas desde la siguiente perspectiva lógica. Analizándolos como polaridades.

El Sol y la Luna:
   El hombre primitivo cuando era de día, salía el Sol y eso le permitía salir a cazar, podía ver las huellas de los animales y otear el horizonte, que por eso era un primate erguido. De noche, en cambio cuando salía la Luna el hombre primitivo se encontraba en medio de la oscuridad y por tanto estaba a expensas de las bestias y tenía que refugiarse en la cueva, con su tribu, su mujer y sus crías. Esta es una de las causas principales por las que la Luna se relaciona con el hogar. Lo único que podía hacer el hombre para protegerse era un pequeño Sol en la tierra, es decir, una hoguera.

Venus y Marte:
    Cuando el hombre primitivo llegaba a un arroyo para beber por ejemplo, podría encontrarse allí a miembros de otro clan. Entonces una de dos. O compartían todos en concordia el agua -es decir los recursos- o expulsaban al otro clan para beber -es decir, o compartían los recursos o peleaban por ellos-. Aquí tenemos la idea de paz y concordia -Venus- o de conflicto -Marte-.

Júpiter y Saturno:
    En cuanto a la naturaleza de estos planetas. Júpiter en cierta forma se relaciona con la abundancia y Saturno con la escasez. Saturno se puede relacionar con la glaciación. Desde un punto de vista teológicoo Júpiter representa la Divina Providencia o el aspecto benevolente de Dios y Saturno represento el aspecto severo y riguroso de Dios. La Ley y las consecuencias de saltarse la Ley.

Mercurio
    Este planeta maleable, como el metal líquido con el que se relaciona. También es maleable en cuanto a su naturaleza, por eso su naturaleza esencial depende de su estado cósmico.

   Hasta aquí los siete planetas tradicionales, en cuanto a los planetas modernos Urano, Neptuno y Plutón. Son planetas maléficos para el hombre ordinario, ya que le aportan lecciones espirituales, a base de machacar su ego. 

   Todo esto que hemos visto se refiere a la naturaleza esencial de los planetas. Sin embargo, esta naturaleza se modificará dependiendo del estado cósmico que tenga. El estado cósmico hace referencia al signo en que un planeta se encuentra, los aspectos que tiene con otros planetas, el estado de su regente, estas son las variables más importantes que inciden en el estado de un planeta, tal y como se contempla en la astrología predictiva moderna.

    Morín establecio una serie de reglas que establecen el daño o el beneficio que pueden generar los planetas. Esto lo llamó la Teoría de la Determinación Astrológica. Que de forma muy, pero que muy resumida nos enseña que lo peor que podemos tener es un planeta maléfico, en mal estado cósmico y especialmente en una casa desgraciada -la VI, la VIII o la XII-. Enseña que un planeta benéfico puede ayudar mucho si se encuentra en buen estado cósmico, pero que su energía se vuelve contraproducente si se encuentra en mal estado. También enseña que un planeta maléfico en buen estado cósmico aporta cualidades positivas a base de duras lecciones en la vida. Además para que un planeta maléfico no nos perjudique, tiene que estar en buen estado cósmico.

   En fin, considero esto como la cosa más importante de la astrología predictiva. Si uno quiere realizar predicciones acertadas debe tomar en cuenta lo aquí señalado.

Comentarios

  1. Hola Segundo, te comento, en mi carta natal, tengo 3 planetas maléficos mal ubicados, la luna en capri, neptuno y urano también en capricornio y yo soy de ese signo. Y mercurio en casa 12. Los restantes maléficos están en domicilio. Te puedo asegurar que los maléficos se hacen notar y mercurio en acuario en casa 12, te provoca un estado nervioso constante y luna en casa 12, te llena de enemigas ocultas constantemente jaja.
    Ojalá tengas un feliz año nuevo!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

¡ATENCIÓN LEA ESTO ANTES DE PUBLICAR SU COMENTARIO!
Si quiere puede dejar su opinión o testimonio. No obstante, deseo advertir que no daré opiniones sobre casos particulares, ni atenderé consultas astrológicas. Ya que esto se debe realizar en el ámbito de una consulta profesional.

Entradas populares de este blog

Quirón en las Casas.

Tu Quirón en la Primera Casa Si Quirón está en tu primera casa, los comienzos pueden ser difíciles. O bien te precipitas a empezar algo, o te quedas vacilando -e incluso puedes enfermar- con tal de no tomar decisiones; también es probable que te derrumbes en las mismas puertas de lo que parecía una fase nueva e interesante de tu vida. Por detrás de ello encontramos con frecuencia que tu vivencia física del nacimiento ha sido especialmente significativa o traumática; puede haber alguna incapacidad real, una herida o un trauma físico que tengas que afrontar, a partir de entonces, cada «nacimiento», cada comienzo de un nuevo ciclo vital, puede ser una ocasión llena de miedos, resistencia y tumulto. Éste es un emplazamiento común en los sanadores y terapeutas. Desde muy temprano en la vida, incluso durante la vida intrauterina o el nacimiento, es posible que hayas asumido el papel del sanador en lo que respecta a tu familia y tus amigos, y que esto se mantenga durante toda l…

Los Aspectos del Sol con la Luna y sus efectos.

El Sol y la Luna son los planetas más poderosos y los de mayor influencia en la personalidad y el destino del nativo, por ello los aspectos que forman entre sí son de una decisiva importancia dentro del tema natal. Además, esa importancia es mayor porque rigen principios y asuntos totalmente opuestos, tanto en la personalidad como en el destino: consciente e inconsciente, actividad y pasividad, lo objetivo y lo subjetivo, el impulso hacia el futuro y la tendencia a mirar el pasado, nuestro lado espiritual y nuestro lado animal e instintivo. Aparte de ésto, el Sol y la Luna también representa a los padres.
La Conjunción y el Paralelo: La unión o fusión de estas dos poderosas fuerzas está generalmente considerada como una posición potencialmente crítica o, cuando menos, de desequilibrio. Acentuará mucho las características del signo donde se encuentra, convirtiendo al nativo en un tipo casi "puro" de dicho signo. Estos nativos tienden a moverse por una sola finalidad, un so…

Juno. El Asteroide del Compromiso.

Juno es el principio de relación, el impulso y la forma que nos llevan a relacionarnos y a compartir, en una conexión simbiótica, constructiva y creativa, para el progreso, evolución y regeneración de los implicados. Juno representa el sentido de compromiso y responsabilidad ante la palabra dada y sobre todo ante la relación establecida. Juno consciente en ceder su independencia y en desarrollar la energía sexual, en una relación creativa, fiel, comprometida, lo que implica ineludiblemente una "muerte del ego" en el amor al otro. La manifestación de la energía sexual de Juno busca a través de una relación personal la vía para trascender la realidad material y progresar espiritualmente. De ahí que condicione los casos manifiestos en los que la conexión amorosa (el enamoramiento platónico o espiritual) antecede a la sexual, siendo ésta, complemento de aquella; son los casos de "virginidad para el matrimonio" (y tanto da que la virginidad "física" se haya …

Los Planetas Retrógrados.

En ocasiones los Planetas aparentan ir hacia atrás en la ecliptica como se puede apreciar en este video:



   Los planetas retrógrados desde una perspectiva astropsicológica representan funciones de la personalidad que operan de una manera interna, indirecta, subconsciente y demorada. Por lo general indican energías que no alentamos para que se expresaran externamente cuando éramos jóvenes y que, como resultado de esto, debemos desarrollar nosotros solos, a nuestro modo y en nuestro propio tiempo. Las personas tienen, en su mayoría, dos o tres planetas retrógrados; cero, uno o cuatro retrógrados es algo insólito pero no extraordinario. Las personas que no tienen retrógrados desarrollan la mayor parte de sus habilidades importantes en la vida a temprana edad y raras veces necesitan explorar su propio proceso psicológico. Las personas con cuatro o más planetas retrógrados suelen estar mal dispuestas hacia la sociedad y luchan más que la mayoría para encontrar su "hue…