Ir al contenido principal

En Virgo, Evalúo mi trabajo y sirvo, por Laurence Fritsch-Griffon.

   Sol de septiembre, presido las vendimias. Sigue siendo la hora de los placeres sensuales del estío, de los jugosos racimos que se funden en el paladar cuando, después de la cosecha, se disfrutan aún los amables goces de los ágapes. Pero en el camino que le lleva del norte al mediodía, el peregrino se cruza con las aves migratorias que vuelven a estar silenciosas, pues esos viajeros ya sólo cantan raramente durante sus escalas. Las semillas, como los niños vuelven a los bancos de la escuela, comienzan una nueva aventura, un nuevo ciclo de fecundación y, en el huerto, se estudia la naturaleza del terreno para conocer bien sus cualidades y lagunas.




    Mes del pan cocido de la espiga de trigo madurada y, luego, cosechada, mes del vino que procede de la uva, brebaje de inmortalidad, septiembre de la Virgen (Virgo) alimenta al viajero del zodíaco. Es fuerte la etapa y permite hacer provisión, por el camino, los alimentos necesarios para el reparto, para la comunión con otro, pues llegamos al último mojón del camino antes de pasar el equinoccio de otoño que propulsa al peregrino de las estrellas hacia el hemisferio colectivo.

M, símbolo de Virgo.
M, la "Mamá" a la que llama el niño.
  
  M como Ma, "medir" en sánscrito, que engendra Matri, "la madre"; la que mide o dispensa, concede el goce o la liberación según el discípulo sea más o menos esclavo del deseo.

   De la Virgen (Virgo) nació el Cristo Salvador del Mundo, tanto para los cristianos como para los musulmanes. La Virgen da a luz la religión de los Pescados (Piscis) -su complemento zodiacal-, si se me permite este atractivo atajo, pero Maryam "la piadosa" es también, en lengua fulbé, la "Matriz de la joya divina" y:

    Cada vez que Zacarías iba a verla al Templo, hallaba junto a ella alimento y le preguntaba:
    "¡Oh, María! ¿De dónde procede esto?"
    Ella respondía: "Procede de Dios:
    Dios otorga, sin cuento, su subsistencia a quien quiere."
                                                                                         (El Corán, III)


     M como materia, matriz, medida.
   M como muerte, pues dar nacimiento es, ya, programar la muerte y saber que la encarnación no es definitiva. La Virgen vio morir a su hijo en la cruz y renacer al tercer día.

     Tiempo de la Virgen que sabe que sólo se cosecha lo que se ha sembrado. Tiempo de entrojamiento donde se mide la calidad y cantidad del trabajo realizado desde el signo de Tauro. Hay que separar también el buen grano de la cizaña, el que dará calidad. Etapa de discernimiento entre la mesura de la Virgen prudente y la desmesura de la Virgen necia. Para permanecer atento y hacer elecciones en Libra, el peregrino de las estrellas, en la etapa Virgo, necesita mojones concretos, tangibles y mesurables.

    Necesita tranquilizarse, menos fidelizado por afecto que por necesidad de orientarse en el tiempo y el espacio: una especie de auto-terapia para una inquietud latente de actuar mal, de amar mal y de dispersarse. Entonces el viajero aprende aquí la rutina y la precisión hasta la centésima de milímetro en una andadura sistemática... ¡Pero puede enamorarse del sistema!

   Es la hora del análisis detallado, del estudio sistemático de todo lo que se ofrece a la sagacidad del viajero del zodíaco, invitado a medirlo todo por el rasero de su espíritu crítico y a practicar la virtud del servicio. Ponerse a trabajar, ponerse al servicio de los grandiosos proyectos inventados en la etapa de Leo, consagrarse a la progenie, arraigar niños e ideas en la realidad cotidiana con modestia y eficacia, ésa es la función que debe experimentar nuestro viajero a medio camino del zodíaco.

    ¿Servir a quién, servir qué, servir cómo? Ésa es la pregunta que la etapa de Virgo debe permitirle plantearse al peregrino. La respuesta, como ocurre a menudo, en la siguiente etapa del camino. 


Extracto del Libro: LA INVITACIÓN A LAS ESTRELLAS de Laurence Fritsch-Griffon.

Comentarios

  1. Excelente texto: Preciso, la medida justa, haciendo honor a la Virgen Inmaculada. Gracias por el aporte!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

¡ATENCIÓN LEA ESTO ANTES DE PUBLICAR SU COMENTARIO!
Si quiere puede dejar su opinión o testimonio. No obstante, deseo advertir que no daré opiniones sobre casos particulares, ni atenderé consultas astrológicas. Ya que esto se debe realizar en el ámbito de una consulta profesional.

Entradas populares de este blog

Quirón en las Casas.

Tu Quirón en la Primera Casa Si Quirón está en tu primera casa, los comienzos pueden ser difíciles. O bien te precipitas a empezar algo, o te quedas vacilando -e incluso puedes enfermar- con tal de no tomar decisiones; también es probable que te derrumbes en las mismas puertas de lo que parecía una fase nueva e interesante de tu vida. Por detrás de ello encontramos con frecuencia que tu vivencia física del nacimiento ha sido especialmente significativa o traumática; puede haber alguna incapacidad real, una herida o un trauma físico que tengas que afrontar, a partir de entonces, cada «nacimiento», cada comienzo de un nuevo ciclo vital, puede ser una ocasión llena de miedos, resistencia y tumulto. Éste es un emplazamiento común en los sanadores y terapeutas. Desde muy temprano en la vida, incluso durante la vida intrauterina o el nacimiento, es posible que hayas asumido el papel del sanador en lo que respecta a tu familia y tus amigos, y que esto se mantenga durante toda l…

Los Aspectos del Sol con la Luna y sus efectos.

El Sol y la Luna son los planetas más poderosos y los de mayor influencia en la personalidad y el destino del nativo, por ello los aspectos que forman entre sí son de una decisiva importancia dentro del tema natal. Además, esa importancia es mayor porque rigen principios y asuntos totalmente opuestos, tanto en la personalidad como en el destino: consciente e inconsciente, actividad y pasividad, lo objetivo y lo subjetivo, el impulso hacia el futuro y la tendencia a mirar el pasado, nuestro lado espiritual y nuestro lado animal e instintivo. Aparte de ésto, el Sol y la Luna también representa a los padres.
La Conjunción y el Paralelo: La unión o fusión de estas dos poderosas fuerzas está generalmente considerada como una posición potencialmente crítica o, cuando menos, de desequilibrio. Acentuará mucho las características del signo donde se encuentra, convirtiendo al nativo en un tipo casi "puro" de dicho signo. Estos nativos tienden a moverse por una sola finalidad, un so…

Juno. El Asteroide del Compromiso.

Juno es el principio de relación, el impulso y la forma que nos llevan a relacionarnos y a compartir, en una conexión simbiótica, constructiva y creativa, para el progreso, evolución y regeneración de los implicados. Juno representa el sentido de compromiso y responsabilidad ante la palabra dada y sobre todo ante la relación establecida. Juno consciente en ceder su independencia y en desarrollar la energía sexual, en una relación creativa, fiel, comprometida, lo que implica ineludiblemente una "muerte del ego" en el amor al otro. La manifestación de la energía sexual de Juno busca a través de una relación personal la vía para trascender la realidad material y progresar espiritualmente. De ahí que condicione los casos manifiestos en los que la conexión amorosa (el enamoramiento platónico o espiritual) antecede a la sexual, siendo ésta, complemento de aquella; son los casos de "virginidad para el matrimonio" (y tanto da que la virginidad "física" se haya …

Los Planetas Retrógrados.

En ocasiones los Planetas aparentan ir hacia atrás en la ecliptica como se puede apreciar en este video:



   Los planetas retrógrados desde una perspectiva astropsicológica representan funciones de la personalidad que operan de una manera interna, indirecta, subconsciente y demorada. Por lo general indican energías que no alentamos para que se expresaran externamente cuando éramos jóvenes y que, como resultado de esto, debemos desarrollar nosotros solos, a nuestro modo y en nuestro propio tiempo. Las personas tienen, en su mayoría, dos o tres planetas retrógrados; cero, uno o cuatro retrógrados es algo insólito pero no extraordinario. Las personas que no tienen retrógrados desarrollan la mayor parte de sus habilidades importantes en la vida a temprana edad y raras veces necesitan explorar su propio proceso psicológico. Las personas con cuatro o más planetas retrógrados suelen estar mal dispuestas hacia la sociedad y luchan más que la mayoría para encontrar su "hue…