Ir al contenido principal

Juno en Piscis

   Más aún que en el caso de Juno en Acuario, la relación puede venir, aquí, propiciada por una conexión más sutil y más espiritual, o a través de una vía o marco de esa índole.

   En caso de conflictos, la gravedad de los mismos se incrementa con tendencias evasivas y con manipulaciones soterradas que pueden desembocar en una situación insostenible por caótica; lo cual es factible de prevenir si consideramos que ésta es una de las posiciones que más compasión y comprensión pueden aportar a la relación, así como grandes capacidades de sacrificio que suelen revertir en mayor progreso espiritual -cuando la dirección no es hacia el caos-, moral e intelectual, interés común de ambos cónyuges.

   A pesar de todo, esta posición proporciona a la persona una gran capacidad de perdón y de amor incondicional, aun en el caso de que la otra persona le haya sido infiel. Claro siempre de unos límites. Pero esto le puede terminar pasando factura a través de un comportamiento depresivo, autodestructivo o suicida. La persona con Juno en Piscis puede estar dispuesta a sanar, sostener, escuchar, curar, esperar a su pareja, pero si la otra persona no reconoce este hecho se vuelve depresiva.

   En cualquier caso se atrae a una pareja sensible, sanadora, comprensiva y compasiva. Que sea capaz de perdonar los errores, si uno los comete. Además tiende a los matrimonios románticos, del tipo "contigo pan y cebolla", en el cual los sentimientos se imponen por encima de las condiciones materiales.

  Un ejemplo lo tenemos en el caso de la escritora francesa George Sand. En cuya carta se puede apreciar a Juno a 29º 6´de Piscis bien recibido por Neptuno, pues recibe un trígono de dicho planeta y en semisextil con la Luna. Como se puede apreciar su sensible Juno se encuentra bien aspectado con planetas muy emocionales. En cambio, Saturno el planeta de la realidad manda una oposición a Juno. La escritora dejo a un marido con posibles, pero que le era constantemente infiel y luego se caso con un escritor que era más pobre que una rata viviendo una vida bohemia, pero muy bonita y romántica, el "contigo pan y cebolla".



Comentarios

Publicar un comentario

¡ATENCIÓN LEA ESTO ANTES DE PUBLICAR SU COMENTARIO!
Si quiere puede dejar su opinión o testimonio. No obstante, deseo advertir que no daré opiniones sobre casos particulares, ni atenderé consultas astrológicas. Ya que esto se debe realizar en el ámbito de una consulta profesional.