Sígueme en Facebook Sígueme en Facebook Sígueme en Facebook Sígueme en Facebook

Júpiter en Leo

   Voy a describir los rasgos de personalidad y destino que tiene una persona con Júpiter en Leo. No obstante, habrá que tener en cuenta que dichos rasgos se suavizarán o enfatizarán dependiendo de los Planetas Dominantes de la carta natal y del Armónico Dominante.

   Un Planeta Dominante indica una energía que impacta fuertemente en la vida terrenal de la persona, hay que tener en cuenta que un planeta es Dominante cuando está en conjunción con un ángulo, entonces dicha energía planetaria puede impactar fuertemente en nuestra vida a traves del Ascendente que representa nuestra adaptación del entorno, de nuestras relaciones reflejado en el Descendente, en nuestro destino o karma reflejado por el Medio Cielo o en nuestro entorno familiar o herencia relacionados con el Fondo del Cielo. Cuando no hay planetas angulares el planeta regente del Ascendente cumple dicha labor.

  El impacto del planeta Dominante se refleja en toda la personalidad, por ejemplo, si una persona tiene la Luna en Aries, pero la persona tiene como planeta dominante a Marte o a Urano por hallarse angulares, esto exacerbará la agresividad de la Luna, sin embargo, si tiene como planeta dominante a Venus, su experiencia la vida terrenal contribuirá a aplacar la agresividad de la Luna en Aries. La persona en éste último caso notará que sus circunstancias terrenales aplacan su agresividad.

  El Armónico Dominante muestra cual es la vibración energética que subyace en un momento dado. Esta vibración influye en la persona aunque ella no sea consciente. Es una tendencia vibracional general del entorno cósmico para un momento dado y como tal se impone a la influencia particular de cada energía planetaria incluso se impone a la tendencia del Planeta Dominante. Por poner un ejemplo, si una persona tiene la Luna en Aries y en su carta natal predomina el armónico 1, que tiene que ver con la afirmación de la persona, esta tendencia acrecentará la agresividad de la Luna en Aries, sin embargo si la persona tiene un armónico dominante 6 por poner un ejemplo, esto suavizará un poco la manifestación agresiva de dicha Luna. No obstante, esto no sucederá debido a la experiencia terrenal de la persona, como vimos en el caso del Planeta Dominante, sucederá debido a una influencia general energética del cielo y a la dinámica de los planetas entre sí.

  Si existe contradicción entre la tendencia de un planeta por signo y el Planeta Dominante o el Armónico Dominante. La persona puede sentir que el destino lucha contra ella. Cuando existe concordancia la persona puede sentir que el destino le ayuda a realizar sus aspiraciones.

    En teoría parece que ésta debería ser una magnífica posición, pero en la práctica no lo es tanto. Júpiter expansiona y dilata el Yo leonino, al igual que su autoestima y la confianza en sí mismo y en la vida, al tiempo que incrementa la vitalidad en el plano físico de este signo, pero a menudo expansiona también su teatralidad y su exhibicionismo, así como su amor al lujo o su tendencia a dilapidar. Sin embargo también es cierto que tiende a humanizar al Leo y a desarrollar sus mejores valores y virtudes. Estos nativos albergan en su pecho un amor profundo y sincero unido a una enorme generosidad. Una gran nobleza interior anima todos sus actos e inspiran a sus semejantes confianza y respeto; hay en ellos algo majestuoso. Pero también una profunda ambición, una necesidad de encumbramiento y reconocimiento, de recibir gratitud y respeto. Necesitan brillar, no pasar inadvertidos, rodearse de un grupo de admiradores o discípulos incondicionales. Sueñan con llevar a cabo grandes cosas. Se sienten atraídos por todo lo aristocrático, la pompa y el ceremonial. Por fortuna, la suerte que acommpaña a este planeta hará que muy a menudo puedan lograr sus deseos y que encontremos esstas personas en los primeros planos. Por otra parte, están dotados de una gran creatividad y pueden triunfar en el terreno artístico. Cuando Júpiter está afligido, los defectos serán tan grandees como las virtudes y, dará personas muy orgullosas, arrogantes, prepotentes, engreídas o despóticas. Ejemplos de personajes con Júpiter en Leo son: san Agustín, William Shakespeare, Richard Wagner, Victor Hugo, Rabindranath Tagore, Juan D. Perón, Pío VII, Juan Pablo II, Mick Jagger, Bette Davis, Liz Taylor, James Stewart, Yul Brinner, Omar Shariff, Robert de Niro, Miguel Bosé y Joan Manuel Serrat.


Mike Jagger de los Rolling Stones un ejemplo de Júpiter en Leo.

Comentarios